VILLENA: +34 965 808 759 | BANYERES : +34 966 567 047 | ALICANTE: +34 966 387 650

Legis Blog

todo un equipo trabajando para ti

La importancia de la buena calidad en el trabajo

Cada vez más, la satisfacción en el trabajo está directamente relacionada con nuestro bienestar en general y tener entre ellos un equilibrio, puede ser la clave de nuestro éxito. La mayoría, dedicamos a nuestro puesto de trabajo, gran parte de nuestra vida, incluso, muchas veces nos referimos a nuestro lugar de trabajo como “mi segunda casa”.
Por ello, es verdaderamente importante tener una buena calidad en el trabajo. Está claro, que dependiendo del momento en el que te encuentres en tu vida laboral o el tipo de trabajo que desempeñes, puede ser más gratificante o menos, o más monótono o estresante…
Pero, independientemente de esto, ¡Es tu puesto de trabajo y el hacerlo más o menos satisfactorio está en tus propias manos!
Todo el mundo o la gran mayoría… no vamos a generalizar… necesitamos sentirnos útiles, por lo que nuestro trabajo, aunque muchas veces pueda con nosotros en cierta manera… va directamente relacionado con nuestra satisfacción personal.
Por lo que para que la buena calidad en nuestro trabajo aumente, puede servirnos aplicar algunas de las siguientes pautas:

1. Empieza tu día de manera positiva
En este sentido hay que ser realista, el tema económico está claro que juega un papel importante, pero no es suficiente para centrar toda nuestra motivación en cobrar a fin de mes. Piensa en aspectos de tu puesto de trabajo que sean positivos para ti, que te motiven cada día.
2. Mantén cuidado tu puesto de trabajo
Como he dicho al inicio de este post, tu puesto de trabajo es en muchas ocasiones “tu segunda casa”, por lo que intenta que esté ordenado, limpio, añade elementos que te inspiren comodidad, que hagan tu puesto tuyo; por ejemplo, una foto que te encante, una botella de agua que te guste, unos bolígrafos divertidos… ¡Un pequeño detalle puede ayudarte más de lo que te imaginas!
3. Aprende de tus compañeros de trabajo
Seguro que en tu empresa te rodeas todos los días de personas con más experiencia que la tuya, aprovéchate del aprendizaje que te pueden transmitir, déjate enseñar, las vivencias profesionales de los demás junto con las tuyas son las que verdaderamente te forman como profesional. ¡A demás no tienes que pagar nada por ello, piénsalo sueles hacerlo siempre!

4. Relaciónate dentro de tu empresa
Como en todos sitios hay personas que te llenan de energía y como no, otras que te la chupan. ¡Es importante tener buenas relaciones en tu puesto de trabajo! Antes de todo, entiende que algunos de los miembros de tu equipo son personas con las que tienes que trabajar día a día y no hay más, otros que son compañeros en el sentido mismo de la palabra, y otros qué por suerte, pueden ser compañeros, amigos y pilares fundamentales en tu vida. Ser consciente de todo esto, hace que el ambiente de trabajo mejore, que aumente tu felicidad y por lo tanto que haga que tu puesto de trabajo forme parte de tu bienestar personal.
5. Ten muy en cuenta los puntos fuertes de tu puesto de trabajo
Cada persona tiene unos valores que son fundamentales en su vida, piensa si tu puesto de trabajo los cumple, compara otros puestos de trabajo que tienen tus amigos con el tuyo propio (intenta no comparar los que estén muy por encima, porque si no estás perdido/a…), y decide si te compensa o por el contrario quieres empezar una nueva búsqueda de empleo, solo se vive una vez!!!
6. ¡Todos tenemos nuestra parte creativa!
Aunque no lo creamos todos somos en cierta manera creativos, en algunos puestos es más complicado aplicarlo, pero en otros es muy fácil. Haz que algún procedimiento sea tuyo, aporta alguna propuesta divertida a dirección, crea un buzón de sugerencias en tu empresa, añade parte de ti a tu entorno laboral.
7. Ten presente que el trabajo no lo es todo
Todos tenemos vida fuera del trabajo, bueno eso espero… nuestro tiempo libre, amigos, familia… son aspectos muy importantes! Por lo tanto, sé consciente en qué momento empieza y termina tu trabajo, intenta que los resultados negativos no te afecten en un alto grado, relájate y haz con seguridad tu trabajo.
8. Desconecta al finalizar tu jornada laboral
Tan importante es realizar bien tu trabajo como despejar tu mente al salir de él. Muchas de nuestras preocupaciones surgen de nuestro trabajo y si no desconectamos al finalizar, las preocupaciones están presentes con nosotros en la ducha, en la cena, hasta cuando dormimos… por ello, intenta buscar (si no la tienes ya), alguna actividad que te ayude a refrescar tu mente, que a su vez haga que el próximo día veas las cosas más positivas, que pongas soluciones que no veías e incluso que mejoren tu salud.

Por suerte, muchas empresas están trabajando en este sentido, cada vez más, se están implantando mejoras para que la motivación de los empleados aumente, con el fin de incrementar la productividad, de sacar el mayor partido a las competencias de cada miembro del equipo y para que el clima laboral cada día sea mejor. De todas formas, la motivación individual depende de cada persona, a cada uno de nosotros, nos motivan cosas diferentes.

¡Mejorar la calidad en tu trabajo, en gran medida está en tus manos!

¿Necesitas implantar alguna mejora que ayude a motivar a tus empleados? ¡Nosotros te ayudamos!

Dejo un artículo relacionado. 

Laura García Mañas

 

banner-online

Twitter

Could not authenticate you.

    Uso de cookies

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

    ACEPTAR
    Aviso de cookies