VILLENA: +34 965 808 759 | BANYERES : +34 966 567 047 | ALICANTE: +34 966 387 650

Legis Blog

todo un equipo trabajando para ti

¿Qué contratos de trabajo existen?

¿No sabes qué tipo de contrato hacerle?

Es tan importante la adecuada elección del personal en un proceso de selección, como la del contrato de trabajo que vamos a realizarle.

Por eso, cuando una empresa quiere que un candidato entre a formar parte de su organización, es imprescindible, que el empresario conozca todos los tipos de contratos de trabajo vigentes, para así, poder optar por el que sea más conveniente para el puesto de trabajo a desarrollar y que ambas partes al firmarlo, tengan en cuenta que el contrato elegido, va a recoger las diferentes obligaciones que van a regir la relación laboral.

Por ello, vamos a citar cada uno de los diferentes tipos de contratos y sus características más diferenciadas:

Existen 4 tipos de contratos:

  1. Contrato Indefinido.
  2. Contrato temporal.
  3. Contrato para la formación y el aprendizaje.
  4. Contrato en prácticas.

Os dejamos el enlace a la página del SEPE para que vosotros mismos podáis ver qué tipo de contrato se ajusta más a vuestras necesidades en función de las características de cada una de las empresas.

  1. Contrato Indefinido:

Es el acuerdo entre empresa y trabajador en el que NO se establece límite de tiempo de duración en cuanto a la prestación de servicios. Se puede realizar acogiéndose a diferentes cláusulas específicas, que podrían dar lugar a ventajas fiscales y a reducciones o bonificaciones en la cotización a la Seguridad Social, dependiendo del cumplimiento de requisitos que se solicitan, entre algunas de ellas destacarían:

  • Indefinido ordinario con o sin reducción de cuotas.
  • Personas beneficiarias del Sistema Nacional de Garantía Juvenil.
  • Personas con discapacidad.
  • De apoyo a los emprendedores.
  • De nuevo proyecto de emprendimiento joven…
  1. Contrato Temporal:

Es aquel acuerdo cuyo objeto, es la creación de una relación laboral entre el empresario y el trabajador, por un tiempo determinado, que dependiendo del objeto de la contratación, podrá ser por obra o servicio determinado (no constará fecha cierta de terminación), eventual por circunstancias de la producción (si que constará la fecha de terminación exacta en el contrato, con la posibilidad de celebrar una prórroga si la duración final es superior al contrato pactado inicialmente pero sin superar los límites que legalmente se establezcan) o de interinidad (para sustituir a una persona con o sin reserva de puesto de trabajo o para cubrir una vacante durante el proceso de selección).

El contrato temporal también tiene la posibilidad de acogerse a diferentes cláusulas específicas para poder tener derecho a reducciones o bonificaciones en las cotizaciones a la Seguridad Social como el contrato indefinido citado anteriormente.

  1. Contrato para la formación y el aprendizaje:

El objeto de esta modalidad contractual, es formar al trabajador, para el correcto desarrollo de la actividad profesional, para la cual ha sido contratado.

En semanas anteriores, publicamos un post, en el cual analizábamos este contrato, os paso el enlace para que así podáis profundizar más en él.

  1. Contrato en prácticas:

El objetivo de este contrato de trabajo, es la de inculcar al trabajador la práctica profesional que su nivel de estudios requiere. Por lo que el puesto a desarrollar debe de estar totalmente vinculado a su formación, que debe de ser respecto de:

  • Título universitario.
  • Título de formación profesional de grado medio o superior.
  • Otros títulos que hayan sido reconocidos como equivalentes, según las leyes del sistema educativo vigente en el momento.
  • Certificado de profesionalidad que sirva para habilitar al aspirante en el ejercicio profesional.

Este contrato al igual que el resto, puede celebrarse con diferentes cláusulas específicas que den lugar a bonificaciones o reducciones en la cotización a la Seguridad Social, siempre y cuando empresa y trabajador cumplan una serie de requisitos.

Como veis es necesario el estudio individualizado de cada relación laboral, por ello si tenéis una contratación prevista, no dudéis en poneros en contacto con un profesional, así podréis elegir el que más se adapte a las necesidades de vuestro proyecto empresarial.

Necesitas un estudio para la contratación del candidato elegido?

Tienes dudas sobre la elección del tipo de contrato?

Te ayudamos, contacta con nosotros!!!

Laura García Mañas

Dejar respuesta

banner-online

Archivos

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies